USA flagUn sitio web oficial del Gobierno de los Estados Unidos

Recursos para sus socios comerciales en el exterior

Hacer negocios en el exterior requiere que tanto usted como sus socios comerciales completen los formularios exigidos por el gobierno de los EE. UU. La información que se brinda a continuación es importante para aquellas personas no estadounidenses que hagan negocios con usted:

Visas por negocios 101: Temporal y permanente, por viaje de negocios

Muchas empresas pequeñas eligen operar con socios, inversores o trabajadores con cierta capacidad que provengan del exterior. Antes de comenzar a reservar boletos de avión, usted debe considerar ciertas leyes sobre viajes e inmigración. Cualquier ciudadano o residente que no sea de los EE. UU. y desee participar legalmente en actividades comerciales en este país deberá obtener una visa (documento adjunto al pasaporte que otorga el permiso para solicitar el ingreso a los Estados Unidos). El tipo de visa dependerá del propósito de su visita al país y si su estadía será temporal o permanente.

Viajes temporales de negocios

Cuando se trata de un viaje de negocios temporal, los extranjeros deben obtener una visa de no inmigrante. Mientras que existen muchos tipos de visas de no inmigrantes, la mayoría recae en dos clasificaciones:

Visa de visitante por negocios (B-1): esta visa se requiere para visitar los Estados Unidos por objetivos comerciales específicos, donde una empresa o entidad con base en este país no compensará al visitante. Entre los ejemplos que requerirían una visa B-1, se incluyen los viajes por consultas a entidades con base en los EE. UU., o por una conferencia de negocios, o por inversiones comerciales.

Para obtener este tipo de visa, los visitantes deben programar una entrevista para la visa y presentar la solicitud a la embajada de los EE. UU. o al consulado en su país de origen.

Para obtener más información, lea las preguntas frecuentes del Departamento de Estado en “Visitor Visas for Business” (visas por negocios).

Visa para trabajadores temporales (H, L, O, P, Q, etc.): esta visa se requiere para el trabajo temporal en los Estados Unidos de extranjeros que recibirán sus pagos, ganancias o salarios por parte de una empresa o entidad comercial con base en los EE. UU. El tipo de visa para los trabajadores temporales dependerá del objetivo específico de cada persona. Las visas para trabajo temporal son comunes para las especialidades y los campos que requieran un alto grado de especialización.

Para obtener este tipo de visa, la empresa o el empleador con base en los EE. UU. debe completar una petición (formulario I-129) y documentación complementaria con el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas de los Estados Unidos.

Para obtener más información sobre la solicitud de este tipo de visa, lea la guía del USCIS para trabajadores temporales.

Operaciones comerciales permanentes con empresas con base en los EE. UU.

Para los trabajos o las operaciones permanentes en los Estados Unidos, los extranjeros deben obtener una visa de inmigrantes.

Visa de trabajo permanente (de EB-1 a EB-5): esta visa se requiere para los extranjeros que deseen trabajar de manera permanente y cuya contratación y pago estén a cargo de una empresa con base en los EE. UU. Esta visa aplica a cualquier extranjero, con capacidades o no, que mantendrá un estado de permanencia en los Estados Unidos. Las visas de trabajo permanente se clasifican de 1 a 5 según su nivel de preferencia.

Para obtener este tipo de visa, la entidad con base en los EE. UU. y el extranjero que la solicita deben completar el proceso de inmigración por trabajo. En algunos casos, el proceso comienza mediante la aprobación o la solicitud de certificación laboral del Departamento de Trabajo. Una vez que se aprueba, la entidad con base en los EE. UU. debe completar la Petición del inmigrante (formulario I-140) con el USCIS, según la categoría de preferencia correspondiente. Se le dará un número de visa al inmigrante.

Si el inmigrante que solicita la visa reside actualmente en los Estados Unidos, deberá solicitar el ajuste de su estado a residente permanente. Si, en cambio, se encuentra fuera de los Estados Unidos al momento de la solicitud, se le informará sobre la aprobación y deberá completar el proceso en la embajada o el consulado de los EE. UU. en su país.

Para obtener más información sobre la solicitud de estado de inmigrante por empleo, visite la guía del USCIS para trabajadores permanentes y cómo debo aplicar para el estado de inmigrante según el empleo.

Después de la visa…

Una vez que el extranjero ha sido aprobado y recibió su correspondiente visa por negocios, está sujeto a las leyes pertinentes de inmigración y empleo de los EE. UU. Los empleadores deben procurar que se cumplan los requerimientos legales después de que un socio o un empleado han obtenido la aprobación.

7 herramientas tecnológicas indispensables para el viajero de la pequeña empresa

Soluciones tecnológicas recomendadas para los viajeros comerciales, por la autora invitada de Industry Word, Anita Campbell.

Si usted viaja por negocios con regularidad o en algunas ocasiones, sabe cuán importante es ir ganando tiempo en el camino.

Yo viajo una o dos veces por mes, por lo general, en avión. Lo he hecho durante muchos años, tanto como dueña de una pequeña empresa y como representante del mundo corporativo, un tiempo antes. Con los años, mi “equipo de viaje”, como lo llamo, ha cambiado. A medida que surgen nuevos dispositivos tecnológicos, intento adoptar las soluciones que se me presentan. Hoy, esas soluciones son más pequeñas, más convenientes y… bueno, más divertidas.

Me gustaría compartir algunos datos sobre mi experiencia personal. Les presento mi conjunto de 7 herramientas tecnológicas indispensables para el viajero de la pequeña empresa:

  1. Smartphone: ya sea que elija un BlackBerry, un iPhone u otra marca, el smartphone le permitirá permanecer conectado a su teléfono y aligerar su correo electrónico en el camino (2 enlaces de comunicación indispensables). Elija un dispositivo con un cómodo teclado QWERTY. Asegúrese de sincronizar sus contactos y su calendario de manera que la información importante viaje con usted. Otra necesidad: adquiera un dispositivo con una buena cámara. Las cámaras incorporadas de los smartphones actuales le ofrecen una resolución de varios megapíxeles, por lo que la calidad de la imagen resulta aceptable. No necesitará llevar una cámara por separado para tomar solo unas pocas fotos casuales.
  2. Netbook: solía viajar con una laptop de 7 libras. Ahora, viajo con una de 3. La diferencia de 4 parece pequeña, pero se siente mucho más grande cuando se la “arrastra” por las terminales de los aeropuertos. Algunas netbooks vienen equipadas con un disco duro muy pequeño. Personalmente, prefiero las netbooks diseñadas de manera específica para los usuarios empresariales y que contengan la suficiente RAM y un disco duro que permita ejecutar las aplicaciones comerciales, como PowerPoint. Además, me gusta que su cubierta sea de metal macizo, lo que permite que la máquina viaje mucho más segura que con el plástico. También, debe procurar que su teclado sea de tamaño casi completo, que tenga una cámara incorporada (para dar las buenas noches a la familia) y una vida de batería extendida de más de 5 horas.
  3. Conexión a Internet: usted va a necesitar una conexión a Internet si desea administrar su correo electrónico desde la computadora y acceder a las aplicaciones Web. Tiene varias opciones: una tarjeta móvil de banda ancha; acceso a Internet en el hotel o en los aeropuertos y, en la actualidad, hasta durante el vuelo; o WiFi desde redes locales móviles. Una tarjeta móvil de banda ancha es conveniente en tanto que usted nunca tendrá que ir detrás de una conexión a Internet, debido a que ya la tiene, adonde sea que vaya. Si viaja durante más de dos días al mes, puede que el costo valga la pena (aún por encima de los $50 mensuales, con muchas empresas). De lo contrario, opte por el acceso a Internet que proporcionan los hoteles o los aeropuertos, o el avión (ahora este servicio está disponible en algunas aerolíneas). Esto también puede ser costoso, aunque cada vez más hoteles brindan como servicio complementario la conexión a Internet. Incluso, algunos aeropuertos ofrecen conexión inalámbrica complementaria. Por ahora, no tuve el tiempo de buscar en las cafeterías o en lugares similares durante mis viajes. Por lo tanto, puede que no sea recomendable confiar en las redes locales móviles gratuitas de WiFi.
  4. Acceso remoto a los archivos: si usted viaja con regularidad, probablemente tambiénnecesitará tener acceso remoto a sus archivos de trabajo. Existe una cantidad de maneras de lograrlo. Su administrador informático puede establecer un inicio de sesión remoto a la red de su empresa. O también puede hacerlo usted mismo mediante una aplicación como “Go To My PC” que le costará unos pocos cientos de dólares al año. Otra opción es cargar las aplicaciones y los archivos fundamentales en una unidad de USB en miniatura, que puede guardar en su maletín. Además, puede usar aplicaciones en línea, como Google Apps, cuyo acceso solo requiere de conexión a Internet y un navegador.
  5. iPod u otro dispositivo de entretenimiento: usted tiene mucho tiempo extra cuando viaja, por lo que, ¿por qué no lo disfruta? Me dan ganas de besar mi iPod Touch cada vez que viajo; ese es mi dispositivo de entretenimiento personal. Puedo mirar películas; escuchar música y podcasts; jugar, por ejemplo, al Sudoku; e incluso leer algún que otro libro en la aplicación gratuita Kindle para iPod Touch. Nunca me voy de la oficina sin él. Por supuesto, si usted tiene un iPhone (o uno de los smartphones que le permiten descargar películas, música y libros) no debería llevar dos dispositivos. Aun así, uso otro iPod para conservar la batería del teléfono.
  6. Maletín o bolso de nailon con funda de neopreno para la netbook: es de suma importancia su elección de maletín o bolsa en estos días en que le cobran por registrar su equipaje, lo que vuelve altamente competitivo el espacio dentro de la cabina. Ya pasaron los días en los que solía llevar un bolso de gran tamaño, de cuero y con rueditas para mi laptop. Ahora, opto por un bolso de nailon ligero y compacto, de manera que pueda guardarlo en el asiento, frente a mí, a poca distancia. Mi netbook está protegida por una funda de neopreno, y puedo ponerla y sacarla fácilmente del bolso. En el área de seguridad del aeropuerto, no tengo que sacarla de la funda, ya que la aprueban los escáneres. Guarde los cables y accesorios en una bolsa separada y bien cerrada, dentro de su maletín o bolso, para mantener todo organizado. No hay nada peor que una maraña de cables, adaptadores de enchufe, dispositivos en miniatura y baterías cayéndose de su maletín.
  7. Servicio telefónico “Follow me”: por último, lo que no debe olvidar en su oficina es el servicio telefónico “follow-me” (o desvío de llamadas) que dirige sus llamadas de la oficina hacia su teléfono móvil. Esto le garantiza que las personas puedan hablar con usted mientras viaja, tan fácilmente como si estuviera en su oficina. Claro que siempre tiene la opción de comunicarse con su correo de voz en la oficina. Pero, si espera una llamada de suma importancia de uno de sus clientes o de otra índole, no querrá perdérsela. El consejo final extra que le doy es cómo lidiar con su equipo cuando vuelve a la oficina después de un viaje.

Estación de recarga y organización: su vida será mucho más fácil si usted arma una estación de recarga en su oficina, en donde pueda desempacar su equipo después de cada viaje. Si usa su laptop o netbook o iPod solo para viajar, querrá recargarlos, chequear las actualizaciones de software (incluso las del antivirus) y sincronizar cualquier archivo con el sistema principal de su computadora o con su computadora de escritorio, antes de volver a viajar. Para su iPod, usted querrá descargar más música, películas y libros. La sincronización de los archivos y las descargas pueden llevar tiempo (especialmente los videos, que demoran varias horas en descargarse), de manera que debe asegurarse de comenzar un día o dos antes de su viaje.